Sucesos

Un jugador a punto de capturar un Pokemon frente a San Isidoro. Foto: Pilar Etxebarria.

Clausuran San Isidoro por una invasión de jugadores de Pokémon GO

«No pueden hacernos esto», mantiene Ash Ketchum.

El éxito mundial tras el lanzamiento de la aplicación para smartphones Pokémon GO y su llegada oficial a España esta misma mañana ha llevado a millones de entusiastas del popular videojuego de Nintendo a instalarse la APP en sus teléfonos y salir a la calle en busca de Pokémons que capturar.

Lo que hasta hoy nadie podía imaginarse es que la compañía Niantic Inc., perteneciente a Google y que ha desarrollado el actual juego, había elegido la Real Basílica de San Isidoro de León como el templo supremo de estas criaturas, lo que ha supuesto en apenas unas horas la peregrinación a la capital leonesa de cientos de enloquecidos fans a la caza y captura de sus preciados monstruítos.

«Ha sido la de Dios» asegura Manuel Llamas, vigilante de la Basílica y del Museo de San Isidoro. «Yo no sé si el que tengamos aquí el Santo Grial y la inmensidad de la basílica junto con el Panteón de los Reyes ha podido despertar la curiosidad de los desarrolladores del juego o qué. Lo cierto es que está todo lleno de Pokémons por todas partes y claro, el efecto llamada ha sido tan bestia, que ha empezado a llegar gente y gente con teléfonos en la mano y no entendíamos nada de lo que estaba pasando».

San Isidoro ha colapsado entorno a las 10:30 h. de esta misma mañana, hora en la que la policía municipal ha tenido que intervenir para desalojar y acordonar todo el recinto. Se calcula que más de 200 fanáticos del juego permanecían dentro de las instalaciones tanto de la basílica como del museo y el panteón buscando y enfrentándose entre ellos por ser el que más Pokémons capturase.

Sakura Kinomoto es una estudiante japonesa aficionada al popular juego que lleva un año en España y ha viajado a León desde Madrid en el momento en que conoció la noticia. 

«Me enteré por Twitter y claro, me faltó tiempo para cogerme un AVE, así que me planté aquí esta mañana y vine directa a San Isidoro. Y bueno, no he parado porque en cuanto entré por la puerta pude capturar a un Chikorita. Después, en el mismo panteón real cacé a Starly, Turtwig, Gligar, Buizel y Gible, que los tengo evolucionando y con los que he conseguido 6 medallas. En el museo me encontré con mi amigo Itachi Uchiha que andaba buscando un Totodile para ver si conseguía llevarlo al laboratorio de Oak y… ¡buah! justo antes de que nos echaran me encontré un Caterpie escondido en el Cáliz de Doña Urraca. ¡Menudo subidón!», exclama Sakura emocionada.

Sacerdotes del Cabildo de San Isidoro se encuentran desbordados con el suceso y aseguran que no pueden aventurar cuándo podrá restablecerse la normalidad. «Ha sido tremendo ver llegar esa cantidad de gente entrando en la Iglesia. En un primer momento pensé que había ocurrido un milagro o algo así y todo León se había vuelto practicante. Pero luego ya me enteré de lo que pasaba, así que ya he llamado a los de Google para decirles que nos tenemos que reunir la semana que viene para que me dejen aquí algunos Pokémons de esos, que ya me encargaré yo de encarrilar en la Fe Católica a los jugadores que se pasen por aquí» ha declarado un sacerdote, que ha preferido mantener el anonimato mientras guardaba sigilosamente un smartphone bajo el hábito.

¿Te ha gustado?

Close

Puedes compartir este artículo en las redes sociales... ;)